Peltre, nuevo concepto de Ovadía

Aunque el concepto de lonchería sea inexistente en el diccionario de la lengua española, la sociedad mexicana tiene claro qué significa el vocablo de origen gringo. El chef Daniel Ovadía, reconocido recientemente en Madrid Fusión como joven promesa de la gastronomía junto al español David Muñoz y al peruano Virgilio Martínez, asumió el concepto, al cual le dió su propio contenido en el restaurante Peltre, abierto en estos días.

Una lonchería, en esencia, ofrece una comida rápida y apetitosa, como en el caso de Peltre, que está ubicado donde Alfonso Reyes hace esquina con Saltillo, en la colonia Condesa. Lonchería y sandwichería también, es resultado de la asociación de Daniel Ovadía con Sergio Goyri y su concepto es radicalmente mexicano, tanto en las técnicas como en el uso de ingredientes nacionales.

El diseño es obra de Ariel Rojo y el uso del material que da nombre al espacio está en todos lados: en las mesas, la barra, los anaqueles. Una refrigeradora con exhibición deja ver productos que están a la venta, desde embutidos hasta postres. La mayor parte de las mesas está en la terraza y la cocina, aunque pequeña, tiene todo lo necesario para una oferta en la cual tortas y sanwiches juegan un rol central, junto a platillos sencillos que son parte de la cocina rápida mexicana más tradicional.  

El menú discurre entre panes, cafés y jugos. En todo Ovadía pone un toque gourmet y los compone con productos de primera calidad: el sándwich de huevo incluye jamón de pierna y de pavo, cama de frijoles y queso Oaxaca sin fundir; el de pulpo en escabeche está acompañado de jitomate, cebolla escabechada, guacamole y pimiento rojo confitado; el de lechón es del cerdo pelón de Mérida, que se une bajo el pan al tomatillo, la cebolla morada, el queso y el aguacate.

Uno de los más originales es el de clara de huevo con espinaca, que forma una gruesa y sabrosa capa a la que se unen requesón, jitomate y champiñones, todo encerrrado entre rajas de pan de caja integral. Es sólo un anuncio de una oferta que Peltre irá completando proximamente, y que incluye la instalación de una panadería mexicana, la cual comenzará muy pronto a surtir al restaurnate con panes como ojo de buey, ojo de pancha y cubilete.

En Peltre se une la pericia restaurantera de Sergio Goyri, propietario de las taquerías Califa, pronto a replicar el concepto si resulta exitoso, con el saber culinario de Daniel Ovadía, una mancuerna adecuada para lograrlo.