La cocina de Dalí

  • El libro de recetas de cocina del pintor surrealista Salvador Dalí, Las cenas de Gala, fue reelanzado esta semana por la editorial alemana Taschen.

Las Cenas de Gala, un estrambótico libro de recetas de cocina que el pintor surrealista Salvador Dalí publicó por primera vez en 1973, fue reeditado y lanzado oficialmente esta semana por la editorial alemana Taschen.

El libro está inspirado en los festines que el artista catalán organizaba junto Gala en su propia casa. Contiene un total de 136 recetas, de las cuales 115 son obra de un chef francés que prefirió permanecer en el anonimato. Las 21 restantes pertenecen a legendarios restaurantes parisinos que solía frecuentar la pareja, como Lasserre, La Tour d’Argent,Le Buffet de la Gare de Lyon y Maxim.

El recetario, salpicado de reflexiones dalinianas, es un “ejemplo de gastronomía delirante” que busca “transformar el arte de comer en éxtasis olográfico”. Un manifiesto de ética gastronómica que puede resumirse en dos máximas del pintor de Figueres: “Se puede no comer, no se puede comer mal” o bien "La mandíbula es nuestra mejor herramienta para aferrarnos al conocimiento filosófico”.

Dividido en 12 capítulos, cada uno antecedido por portadillas que retoman fragmentos de El jardín de las delicias del pintor flamenco Jheronimus Bosch, la obra es tributaria del humor grotesco y la estética barroca; figuran en él divertidas alusiones rabelesianas a la gula, el desenfreno sexual, la risa e incluso a personajes como Gilles de Rais –un noble medieval asesino en serie– y temas tabú como el canibalismo.

De allí la advertencia que lanza Dalí a los estómagos remilgosos: “No busquen fórmulas dietéticas aquí. Tenemos la intención de hacer caso omiso de esos cuadros y tablas en los que la química toma el lugar de la gastronomía. Si usted es un discípulo de uno de esos contadores de calorías, cierre este libro de una vez; es demasiado alegre, demasiado agresivo y demasiado impertinente para usted”.

“Congrio del Sol Naciente”, “Los Senos de Venus”, “Arbusto de cangrejos de río con hierbas vikingas”, 'Pasteles de rana”, “Huevos de Mil Años” o el provocador “Yo como a Gala”, son algunos de los platillos que integran este exótico recetario. Todos ellos, advierte el surrealista, pueden prepararse en casa, si bien es necesario "buena mano en la cocina y una despensa bien surtida".

Las Cenas de Galase había convertido un rarísimo objeto de colección; en su momento fue publicado por las editoriales Felicie y DraegerImprimeurs, de España y Francia, respectivamente, aunque en ediciones limitadas de no más de 400 ejemplares.Taschen lo publica ahora traducido a cinco idiomas –español, alemán, italiano, francés e inglés– y en una edición detapa dura de 320 páginas. Su precio aproximado es de 60 dólares.